¿Es el chocolate adictivo?

El chocolate, ese alimento que la mayoría de la gente adora y el que muchos podrían comer a diario.

Nutricionalmente, el chocolate, si se toma negro y en cantidades adecuadas, puede aportarnos beneficios. El cacao es antioxidante y contiene magnesio. Sin embargo, no sabéis la cantidad de gente que afirma con toda seguridad que tiene una “seria adicción al chocolate” ¿Esto puede ser posible? ¿El chocolate crea adicción como si de una droga se tratase?

Se han llevado a cabo numerosos estudios para investigar este problema que es tan común en muchos países. La frecuencia de esta “adicción al chocolate” suele ser mayor en mujeres que en hombres. Parece que en efecto se trata de un problema real. Un estudio reciente (agosto de 2017) realizado por investigadores de la Universidad de Michigan (EEUU), demostró que los alimentos altamente procesados, con grasas añadidas y/o carbohidratos refinados (como el chocolate), están asociados con una pérdida del control sobre la cantidad que comemos, una exacerbación del placer al saborear el alimento y un aumento de las ganas de comerlo (“cravings”); lo que crea una adicción real.

Hasta ahora podríamos decir que, en general, todos los productos alimentarios ultraprocesados son adictivos, pero ¿posee algo específicamente el chocolate que cree adicción? Un grupo de investigadores del “Hôpital Nord” de Saint-Etienne (Francia), llevó a cabo otro estudio en 2001 entre sus propios pacientes, con el objetivo de averiguar si el cacao podría considerarse una droga psicotrópica, tal como la cocaína, el LSD o las anfetaminas. Observaron que aquellos adultos con tendencias de ansiedad, depresión e inestabilidad psicológica, utilizaban la ingesta de cacao como método para encontrarse mejor, por lo que les creaba una gran dependencia hacia el alimento. Relacionado con esto, en el departamento de psiquiatría de la universidad berlinesa “Charité-Universitätsmedizin Berlin” (Alemania), en 2016, se comprobó que pacientes en tratamiento de desintoxicación alcohólica, aumentaban exponencialmente su consumo de chocolate, utilizando este alimento como un sustituto del alcohol.

En conclusión, se podría decir que se ha demostrado empíricamente que el chocolate combina numerosos factores (grasas, carbohidratos refinados y cacao) que lo convierten en producto potencialmente adictivo.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s